Skip to content

Guía práctica para invertir en arte.

28 mayo, 2011

Considerado uno de los valores refugio por excelencia, el arte vive sin duda un buen momento y para muchos intrépidos inversores puede convertirse en un nuevo mercado donde, obtener una rentabilidad y al mismo tiempo disfrutar coleccionando, pueden ser los factores clave para dar el paso.

En los últimos años y desde los años 80 del siglo XX, el mundo del arte se está democratizando. El fenómeno es continuo y creciente. A partir de la época de los 80, las subastas comienzan a alcanzar gran protagonismo en los medios de comunicación de masas (TV, prensa y radio), donde se resalta los altísimos precios alcanzados por algunos objetos de arte y en especial por algunos cuadros subastados. El gran público comienza a mirar con interés el mercado de arte, donde los analistas financieros comienzan a realizar recomendaciones de inversión.

El inversor particular experimenta a partir de los años 80 un interés creciente por el arte y en concreto por el arte de las vanguardias y el arte contemporáneo.

Los grandes pintores baten récords en las casas de subastas y los pintores vivos disfrutan de un interés extraordinario en todas las tendencias y para los que existe un mercado importante y al alza.

En el mercado de arte actual se encuentran y encontrarán millones pequeños y medianos compradores que a su vez pasaran a practicar el pequeño y mediano coleccionismo.

No sólo son los individuos los que compran obras arte sino también las grandes corporaciones financieras (bancos y grandes empresas) así como las empresas medianas.

El boom de los años 80 y los excesos practicados mediante las compras oportunistas y desmedidas guiandose tan sólo por la codicia especuladora y no por sólidos criterios artísticos desemboca en una desaceleración de ventas y precios en el mercado del arte que durará hasta 1997, más o menos, en que se produce una recuperación de la confianza de los inversores en el mercado del arte, trás haber depurado a muchos de los meros y simples especuladores que entraron durante la década de los 80. Las subastas, las ferias y las galerías serias regresaron al mercado en un mercado más sólido y depurado.

La inversión en arte. Criterios para invertir en el mercado del arte

Constituye una garantía de revalorización (subida de precios) de una obra de arte, y por tanto de una buena inversión la capacidad de seleccionar a los artistas al principio de “su ciclo de vida artística”, cuando su éxito se encuentra en sus inicios y todavía el nivel de promesa, escogiéndolos no tanto por su originilidad intrínseca (que también) sino por la potencial originalidad respecto a una tendencia o escuela.

El mercado refleja en gran medida el valor efectivo de un artista, al menos según la valoración de los expertos en arte. Es por ello que las cotizaciones de las obras de arte tienen una relación directa con el valor artístico efectivo. Siendo los pintores, escultores… cuyas obras alcanzan las cotizaciones más elevadas, los más apreciados en los ambientes artísticos.

A largo plazo, los mejores resultados financieros son los obtenidos por los coleccionistas más apasionados, mejor informados y en definitiva los amantes del arte que buscan con fervor la obra maestra y no el negocio fácil y especulativo.

Consejos prácticos a tener en cuenta como inversores principiantes:

1. Comprar para disfrutar

Lo primero que debe tener en cuenta el coleccionista que se acerque al arte y lo compre es que lo haga porque realmente le guste. Es importante tener cierta sensibilidad con la obra y con el autor, porque al fin y al cabo, el objetivo del arte se basa en el disfrute.

2. La formación, un objetivo primordial

Para adentrarse en el mundo del arte hay que ir a exposiciones, museos, galerías y ferias, y leer revistas especializadas o visitar sitios web fiables. Uno de los más interesantes es artprice.com, dónde cuentan con un profundo conocimiento del mercado y excelentes bases de datos. A través de su propio departamento de econometría calculan los índices económicos que constituyen una referencia en el mercado y ofrecen instrumentos de ayuda en la toma de decisiones.

3. Dos tipo de mercado

En el mercado del arte hay que diferenciar el mercado primario y el secundario. El primario es el mercado fundamentalmente entre el coleccionista y la galería. En éste no hay apenas información porque el precio al que se vende la obra es un acuerdo entre el galerista y el coleccionista y no se hace público.

El mercado secundario es el que se realiza a través de subastas, con artistas con una cierta trayectoria y nivel. Aquí sí existe una amplia información pues se publica tanto el precio de salida como el de remate. Este precio final es el que compra la gente.

4. Más rentable a medio y largo plazo

Se puede empezar a invertir comprando piezas a precios asequibles. Las cifras para empezar a coleccionar pueden partir desde los 2.000 o 3.000 dólares. Como inversión, el arte suele ser más rentable a medio y largo plazo. Según el Indice Mei Moses, el índice de arte más conocido mundialmente creado por los académicos de la Universidad de Nueva York, Mike Moses y Jianping Mei, la rentabilidad media del arte en el mercado internacional está en torno al 10%.

5. Cuidado con las falsificaciones

Hay que tener mucho cuidado con las falsificaciones. Para ello, lo más seguro es acudir a un experto o a las casas de subastas como Christie´s o Sotheby´s, y ofrecen un asesoramiento totalmente gratuito.

Si bien es cierto que, al igual que otros mercados, el arte tampoco se ha salvado de los efectos de la recesión, las perspectivas son muy optimistas.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: